sábado, 19 de noviembre de 2016

GENTE.

Menos mal que hay gente
que libera todo pájaro enjaulado.

Gente necia que se empeña
en romper las leyes naturales,
arrebatando la muerte
a designios y oráculos.

Gente que nos salva a mano,
sin templo ni sagrario,
reconstruyendo carne
a ciencia pura,
valiente y osada.

Gente verde,
de máscara de alivio,
batallando los males
con soberbia de razones.

Ingenieros de la vida,
artesanos del corte
y la costura,
que exorcizan males
a pie de obra,
sin más poder
que lo humano,
lo único que nos redime. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

NO DEJÉIS.

Tras la celosía de un confesionario oscuro se camufla el mal engullendo pecados. En los altares, carne y sangre en ofrenda y sermón ...