lunes, 20 de septiembre de 2010

LABORDETA


Secos quedan los pueblos
sin el riego de los sabios pasos
de un viajero siempre ávido
de aprender de los humildes.
Aragón mudo,
sin voz de templo
que muestre las raíces
del recio árbol heroico
y ultrajado siempre.
Maestro de todo,
alumno hasta el final,
del vivir,
de la lucha,
de la palabra amable
aun siendo dura.
Hombre bueno,
cabal,
de mochila repleta
de caricia en verso.
Que ponga "Libertad"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

LAS PALABRAS QUE NO EMIGRAN.

En la rendija está la huída y en la bisagra lo posible mientras el viento amarillo barre las aceras negras. En tu mirada de almíbar ...