lunes, 14 de marzo de 2016

Catálogo ocular.

Hay ojos de gelatina,
huidizos ojos
de mirada viscosa,
breve e insostenible.
Ojos afilados,
resentidos ojos
que arrasan el aire.
Huecos ojos hay,
que el vacío enfocan
y resultan mudos
en la interacción.
Hay ojos estridentes,
que a voz en grito llaman
y te acorralan.
Ojos cantores
de baladas tristes
que te dejan llagas
en el entrecejo.
Ojos de agua,
limpios de sal,
que te evocan la humedad
y la tibieza a granel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

BATRACIO.

Uno va a aprender  a recuperar palabra,  aunque sea más croar  de batracio en charca,  que no príncipe encantado  y no habrá beso ...