domingo, 26 de abril de 2009

INCERTIDUMBRES

Si el respirar
ya es incierto,
el latir
es a débito,
qué certeza
hay de un mañana
normal,
plácido,
tranquilo.
Qué mas da
el disturbio
si el aliento
caduca,
siempre prestado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

PARA QUÉ PREOCUPARSE.

Entended que no somos en proporción a lo que existe, a lo que sabemos que es y que vivir es pestañeo de un Dios imaginado. Para qué pr...