lunes, 16 de septiembre de 2013

INSULTOS, CON PERDÓN

A dónde vais, rebaño,
triste grey apaleada,
presas fáciles del timo,
propiciatorias víctimas
del más tonto delito,
entonando sacros himnos,
de estandartes travestidos.
A dónde vais a pacer
si os cobran hasta el estiércol
que cagáis en cadena.
Buenos sois para la yunta,
humillada la testuz a ras de vara,
siguiendo el surco de falacia,
baldío campo de patrañas.
En la manada está vuestro cobijo,
y en la jauría bien domada,
creyéndoos rebeldes de etiqueta,
clasificados por misales
redactados en falso,
de misma imprenta,
cambian colores a las pastas.
Unos con Dios,
otros con mitos,
con cita breve memorizada,
sin dar más rienda a la razón
que la que suelta el atril
que tiene el hierro
que os marca el anca.
Pedid colores,
consigna pegadiza,
llenad la escena,
meritorios extras
de una obra acabada. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

BATRACIO.

Uno va a aprender  a recuperar palabra,  aunque sea más croar  de batracio en charca,  que no príncipe encantado  y no habrá beso ...