jueves, 16 de febrero de 2017

TENGO TODO.

Son los minutos tesoro
y el aire breve es caudal.

La calle un museo,
la casa un templo
y la gente es agua
de estanque.

Las palabras destellan
brillos de galaxia lejana
en el móvil imprescindible.

Tengo todo,
nada se me olvida,
al parecer,
y miro las torres
de las ciudades visitadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

ESTA PATRIA.

Esta patria de lo mío,  en la que las banderas no ondean  ni suenan himnos en fanfarria,  a veces duele de gente náufraga,  de gente mediter...