miércoles, 10 de mayo de 2017

TRANSMISIÓN.

Desplomadas varias nubes
sobre la ciudad indefensa,
cortocircuitando las corrientes
entre cielo y tierra,
desde la galería de los degollados
se contempla la hecatombe
y la retirada serena
de estos berrinches del clima.

Hasta el breve temporal
es espectáculo novedoso
para el acristalado.

El viento traslada la anomalía
hasta otra latitud incauta
donde habrá espectadores cautivos,
ansiosos de la anécdota. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

LAS PALABRAS QUE NO EMIGRAN.

En la rendija está la huída y en la bisagra lo posible mientras el viento amarillo barre las aceras negras. En tu mirada de almíbar ...