viernes, 1 de mayo de 2009

OJOS

Siguen mis ojos
pariendo muertos,
en burla cruel
por mi idiotez.
No hay mano
que me guíe,
solo boca
de esputo
adiestrada.
Cuanta hiel
habrá que tragar
para despertar
o perecer,
escapar al amargo.
Es terca
la rueda calzada,
siempre en giro,
sin derrota
a senda limpia.
¿Tendrá el pozo
más sondeo?.
La humedad rezuma
mas no brota caudal,
reina el eco
del grito en estribillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comente si quiere que se publicará si me place.

BATRACIO.

Uno va a aprender  a recuperar palabra,  aunque sea más croar  de batracio en charca,  que no príncipe encantado  y no habrá beso ...